viernes, 17 de abril de 2015

Con calma decían.... Vignemale!!

Llevábamos ya un par de años tras este bonito rincón, escondido y espectacular. Aunque, como no, desde el primer momento la idea no era hacerlo "normal". Queriendo siempre darle una vuelta de rosca más al asunto (y para gastar menos gasolina jejeje), Juanjo Egoitz y yo empezamos a aproximar desde el Balneario de Panticosa. Y bueno, de ahí, para arriba/abajo/arriba/abajo/arriba/más arriba/más arriba/abajo/arriba/abajo.. más o menos así se puede resumir. Pasando por el collado del Bacías y el de los Mulos para llegar al pie de vía y bajando del Vignemale desde el Gran Corredor de su cara oeste, para volver a remontar el valle hacia el collado del Bacías. Una bonita vuelta y manera de hacer eso que llaman esquí alpinismo!



El esquí estaba seguro que lo íbamos a catar, ya que a las 5 de la mañana, con frontal a cabeza, estábamos empezando a subir por las primeras pendientes del Balneario. Un rato de senda con los esquís a la espalda y en cuanto salimos del bosque, esquís a los pies. La nieve estaba dura, para nuestro asombro había llegado a helar por la noche, esto prometía! Incluso llegó a amanecer, pasó un rato más y tachán, ya estábamos bajo la imponente cara norte Pirenaica. Delante de nuestras narices la línea, esa que tendríamos que seguir para llegar arriba, esa que llaman la Arlaud Soriac. Una estética vía desde fuera y muy bonita por dentro. Largos chulos, encajonados algunos, más o menos tiesos, que te van dejando ganar metros de manera bastante aceptable.

Con los esquís a la espalda.... pos bueno.... un poco incordio, pero que se le va a hacer! Una cordada delante nuestra nos hizo pasar un buen rato y luego ya los perdimos de vista. Espero que todo fuese bien!! Mila esker pasatzen uzteagatik bikote!!!

Tipi tapa tipi tapa, ya estábamos en el plató de donde resaltan todas las cumbres. Solos, tranquilos, un día de lux, con poco aire... ideal!! Las horas iban pasando y las piernas ya lo notaban, el sol pretaba más que por la mañana y nuestras despensas empezaban a escasear. Pero, tras bajar cómodos por el Gran Corredor solo nos faltaba subir un último valle y esquiar en nieve pescadería guarra. Esto ya está hecho!! Que guay! jeje

Fueron en total 13 horas subiendo y bajando, escalando y esquiando, bebiendo y comiendo, hablando y jadeando, sudando y no pasando frío... que bonito es este deporte! Lo malo es que luego no hay manera de saber explicar que cojones hacemos en esta "modalidad deportiva" y que demonios nos lleva a hacer estas "locuras" que hacemos (locuras visto desde fuera, preciosidades desde mi parecer..ejej). Pero eso no es relevante, haya ellos si no entienden y nos toman por locos. Total, si lo único que hacemos es escalar un poquito!! :)


Primeras vistas


Espectacular paraíso!


La rimaya de entrada... que jodida la cabrona!!


Primeros largos más técnicos.


Egoitz disfruta de sus vacances! jejeje


Y nos metemos a la zona más encajonada.


Apenas hay huella de los días anteriores.


Se van acabando las dificultades.
Y solo queda estar al tanto de no salirse del corredor.


Ya arriba, al rico solete!!


Bajando del Vignemale por su cara oeste.
Bonita pala para esquiar. Pero nos quedamos sin probarla..

Menos mal que salimos pronto y fuimos "con calma". Llegamos a madrugar menos y no se que pasa....jajaja 
El Piri, con sus mil combinaciones, es estupendo para hacer incontables historias. Esta es una más, bien bonita eso sí. Pero quedan muuuuuchass más variantes en la mesa. Y es que teniendo tantos picos cercanos y "potentes" a su alrededor... las posibilidades de llegar a cansarse son infinitas!

Un placer bikote!!!

viernes, 10 de abril de 2015

Primeros dolores al sol.. Montrebei!

Justo antes de semana santa, donde algunos se rieron de mi labor durante esos buenos días, fuimos a empezar de nuevo en las rocas demasiado calientes de Montrebei. Aquellos que nos llaman gente o susodichos.... ejemmm también llamados familia... se animaron a desvirgarse en esta bonita modalidad en la que primero bajas andando y luego subes escalando; sí, la Pilastra. Un bonito lugar colgado a mitad de pared de Aragón, con un acceso muy creativo y una roca güena güena.

El caso es que allí que fuimos a pasar el finde con la famili: Mikel, Susana, Oscar y Purroi (que ya podemos meterlo como tio también..jeje). Unos a pasear, otros a escalar, otros querían bañarse pero encontraron la charca demasiado azul turquesa como para ello. Y así, entre arroz y pollo, pasamos dos buenos días!

El primero fuimos los cuatro a la Pilastra dels Voltors. Ya era conocida, pero con memoria pez esto es un lujo, no recordar nada! "Iker esto por donde es?" "ufffff ni idea, mira la reseña majo!!". Eso sí, todo muy bonito y divertido! jaja :)


Oscar navegando en el 2º largo, entre agujeros y alguna que otra regleta.


Comienzo del 4º largo, luchando contra la gravedad!!


5º largo, donde los pies empiezan a pedir clemencia..


6º largo, un rodeo y a la base del largo guapo. 


Mikel y Oscar en la sexta reunión.


Séptimo largo, Oscar se lo piensa y va para arriba. Como gozó!


Mikel en el mismo largo, visto desde arriba, llegando a la reunión.


Al tostadero!!!! jejeje

Y al día siguiente, con alguna que otra baja por pies revenidos, Mikel P y yo escalamos la vía Markitos, situada después del rápel de la aproximación. La verdad es que nunca había mirado a estas vías con ojos golosos, pero no defraudan. Algunos largos entre sabinas, tratan de ganar altura por los metros de roca más limpios, entre agujeros y rayas horizontales. Y son buenos!! El tercer largo se lleva la gloria, buenísimoooo! Canto y más canto, rayas y más rayas, con las chapas no pasa lo mismo... jeje y metros y más metros. Es curioso porque hay que tener cuidado con los pies, ya que en cuanto te levantas sobre ellos dejas de ver lo que tienes a su alrededor, desaparecen los cantos, se esconden, parece que se escapan.

Mikel en el 2º largo, con un comienzo más tieso y bonito.


Final del tercer largo, el bueno!

Además aprendes a moverte un poco con los pies, cosa que no va nada mal..

Se abre la veda, los gatos ya están a punto, las manos no tanto (ya se pondrán las pilas), las ganas... nunca faltan!! Buen finde! El siguiente a territorio desplomado!jijiji

martes, 31 de marzo de 2015

Gavarnie alternativo

Hace ya semana y media nos juntamos en Gavarnie esos a los que nadie quiere ver ni llamar por plastas, por enfermos, por motivaus.... jejeje esa panda que tan bien lo vamos a pasar durante tres años, y más! Allí estuvimos, en el Circo Helado, los 7 jóvenes jinetes (Mikel, Jorge, Omar, Blin, Jesús, Carlos e Iker) con la ayuda de Javier Martín y Marc y con las visitas express de Unai. En la última casica del pueblo nos alojamos y de ahí partimos a realizar fechorías varias. Gracias Daniel por alquilar ese punto tan estratégico y a la vez cómodo!!

Semanas enteras para escalar (y esquiar) y volver a casa tan suave como las nuevas sábanas de seda recién planchadas; dicho de otra manera.... como los coches del desguace!! :)

Así, calientes como una estufa después del invierno tan bueno que hemos pasado, el primer día Unai y yo subimos al tercer muro a escalar la siempre admirada línea encajonada, el Aliento del Diablo. El día era guarrillo, pero era el primero. Sin botella, sin cámara, sin... bueno, más bien, en pelotas! nos plantamos en 3 horas bajo el primer largo de mixto del Aliento. Dos largos de mixto brutales, un churro tirado, un piolet que se fue de amante y unos cuantos pioletazos después ya estábamos arriba.. brutal!!! El segundo largo se nos resistió, con muy poco hielo, había que bloquear demasiado para dos seres plaquícolas como nosotros, habrá que volver! El primero magnífico!! Y el último, un largo encajonado de hielo con vistas a la torre, excepcional!

Aprendiz del Maestro... A los dos días, tras un día intermedio de técnica de esquí, volvemos al frigorífico, esta vez a la zona del inconfundible Maestro. Jorge, Mikel y yo llevamos la idea de probar los mixtos con chapas que, en su momento, perturbaron estas míticas columnas. Pero claro, para hablar de algo antes hay que hacerlo. No sabíamos exactamente por donde entraba, pero al ver una entrada más a su derecha, por ella que nos metimos, haciendo un primer largo diferente al original de chapas. Pudimos ver como las chapas iban más a nuestra izquierda y se enchufaban al carámbano. Después, tras ver que en el segundo largo el hielo estaba despegado, decidimos retroceder, rapelamos e hicimos el primer largo de chapas. Está guapo! pero....... aisss.... es que una cascada con tal "poderío" ya no será lo que fue, tiene chapas y tiene reuniones donde antes no las tenía.. sin más. Al final hicimos dos primeros largos la mar de buenos, uno más alpino y otro más deportivo.


Aproximando al Circo.


Para ser mediados de marzo.. está todo gorditooo


Entrando por la Freezante para ir a la base del Maestro.


Primer largo más "alpino" (friends y tornillos),
por la derecha de la variante de chapas.


Entre las formas de las medusas, guapísimo!!!


Variante de, chapas, en el carámbano de la Maestro.

Makunba o muerte... Ya habíamos escalado dos cosas bien chulas y depurado la técnica de esquí un par de días, pero todavía quedaba tiempo para más! Quedaba un último día (para algunos), la guinda del pastel. Ya nos habíamos fijado en una línea entre la Ruflette y la Cruz del Sur, una chimenea negra y oscura, una chimenea que escondía sus secretos a nuestras miradas. Nosotros, como no, calentorros, teníamos que probar a ver que pasaba. Alberto, Mikel y yo nos metimos un par de buenos juegos, fisus a tuti, algunos pitones y ala, a escalar! Entramos por un largo de la Lolo y luego teníamos tres larguitos para abrir, perfecto, uno para cada uno. La chimenea, al parecer el más guapo, era el último a abrir, y yo, calladico como una estatua, les dejé a los profesionales que eligiesen.... jejejeje tomaaaa!!! Mikel el segundo, Alberto el tercero y yo el cuarto, la chimenea!

El segundo largo era una champa con bastante hielo y un diedrito de mixto final de 7 metros antes de llegar a la reunión. El tercero eran 5 metros de terreno fácil que nos llevaron a la base de una estrecha y tiesa goulotte, la cual nos dejaba en la base de la chimenea. El cuarto largo empezaba por una lengua de hielo que nos adentraba a lo más profundo, de donde había que salir pasando por 3 techitos formados dentro de esta. El último, el de salida a la luz, con carambanito que tapona y todo, para hacerlo más interesante! Y luego un largo por la parte izquierda de la cascada de la Cruz del Sur para llegar hasta la vira. Los tres largos fueron brutales!! 

No dejamos nada. En una reunión metimos dos clavitos para reforzar los dos tornillos de hielo (la R de encima de la chimenea), por si acaso, pero hay hielo de sobra para hacerla solo con tornillos. La chimenea nos sorprendió, estaba enterita tapizada de hielo y hielo fino. Champitas que decías, esto se cae, pero no, aguantaron el paso de los tres, increíble! Hostia y abrir algo en este mítico lugar, aunque solo sean tres largos, es mucho bien!! Nos bajamos para la casa más contentos que chupitas!


Final del 2º largo, en el diedro de mixto.


Final del tercer largo, la goulotte.


Entrando a la chimenea, armados hasta los dientes.


Las vistas... alucinantes, acojonantes!


Increíble!! Por debajo del último churrito había que salir


Primera parte del cuarto largo.


En medio de la chimenea.. las champitas que nos sorprenden con su resistencia.

Ya, tras 6 días escalando y esquiando por Gavarnie la mayoría de degenerados se fueron para sus casas, pero no todos, algunos estamos un poco peor..jejeje y es que, al día siguiente había quedado con Unai y Andoni, para volver arriba. Teníamos ideas un tanto avariciosas, pero todo hay que intentarlo. Y de nuevo, con horarios caribeños de estar a las 8 y media de la mañana empezando a escalar el primer muro, cogimos rumbo al tercer piso. Tipi tapa, tipi tapa para arriba que íbamos. Para Andoni eran sitios nuevos, desconocidos al tacto, así que cada metro que subíamos por el segundo muro era un triunfo. Aunque su mirada nos decía.... "nada de bromas ahora cabrones!!" jeje

Llegamos a la base del tercer muro, nos miramos y qué, que hostias hacemos ahora?? Nada, como somos unos frikis, acabamos volviendo a escalar el Aliento del Diablo. Esta vez, claro, cambiando los largos para no hacer de primero el mismo de la otra vez. Alguien me decía que paso una vez por allí, hace ya varios años, y que no pensaba volver a pasar, ya que el Diablillo le debió susurrar al oído. I'm sorry, estábamos de vuelta! Y, como no, si la primera vez nos gustó, la segunda nos maravilló! Mira que es bueno y entretenido ese primer largo de mixto, y si al segundo le colgase más hielo sería también cojonudo.

Tras pretar en los desplomes salimos un tanto cansados de ahí, así que hicimos el larguito de hielo encajonado y para abajo. Al final hizo un día buenísimo para estar por estos lares, aun habiendo aproximado al Circo en condiciones desfavorables. Y con estos dos artistas, risas no faltaron!! Caras de susto, de felicidad, de goce, algún vuelico, algunos movimientos extremos..jejeje de lux!!


En la primera R del Aliento, largo brutal total!


2º largo, sin churrito que cuelgue ni nada.


Último largo de hielo, parece tumbado, pero no, es tieso y de hielo durrooo!


Tres colgados bastante colgados.

Y ahora ya sí, ya se acabó la semana por Gavarnie! Cundió, dejamos las hojas otra vez romas (y eso que me pase dos horas, como poco, jodiendo en casa a los vecinos al intentar afilar estas armas con el misterioso afilado ese del Loro) y volvimos suaves y contentos.

Ya llegan los calores y la glace se acaba, pero volverá. Y sino lo buscaremos!
Ahora a por los primeros inchazones de pies. A escalarrrr (y a estudiar también aitatxos, no penséis mal) jaja :)

martes, 10 de marzo de 2015

Periplo suizo.. afilando los pinchos en la roca!!

El tiempo no era el mejor que nos podemos encontrar o el que uno más puede desear, pero no era malo y, con los ojos inyectados en no se sabe qué, todavía es mejor. Un jueves cualquiera nos juntamos cuatro motivados que paseábamos por las calle y decidimos ir a merendar chocolate suizo. Y claro, cuando a uno le entra la gula.... mejor saciarla, que sino va a más!! jeje allí que fuimos David, Unai, Kepa y yo, a intentar llenar el estómago del gusanito que cada vez se va pareciendo más a una anaconda.

Con ganas se pueden hacer cosas que pueden llegar a costar imaginar, esta no es una de ellas, pero sí que es cierto que el que busca encuentra. Así, empezamos pasando un par de días en Urnerboden, un valle perdido por Suiza caracterizado por un muro de entre 50 y 100 metros impresionante, con fisuras heladas y algunas cortinas dispuestas a abrirse ante nuestro paso. Vías de mixto cojonudas, las cuales hicieron resoplar a aquellos que no estamos acostumbrados a oír sufrir jejej

Dejamos muchas tareas pendientes que, seguro, volveremos a acabarlas. Pero como nómadas, tocaba cambiar de lugar y nos dejamos caer, como quién no quiere, por el espectacular y maravilloso mundo del mixto y hielo salvaje de los valles de Kiental y Kandersteg. Esto sí que es bueno!!!

Allí se sumaron Inma y María que venían fanáticas con los 90º, aunque nosotros ya les dijimos que somos más de 90 60 90 jejeje. Jugamos con el tiempo, o más bien jugaba él con nosotros, para lograr escalar la mayoría de días. Algunos deportiva, donde pretábamos y aprendíamos de los buenos, nos fiábamos de los gancheos delicados y rezábamos el avemaria; y otros gozábamos en vías top 5. Y es qué es un lugar donde, estando en condiciones, a cualquier rincón que dirijas la mirada se puede encontrar un caranvanito o una plancha helada, continua o colocada estrategicamente entre fisuras o en las partes altas de los muros. Lo cual lleva a crear vías exóticas a lo largo de todo el valle.

Los días pasaban, los brazos y piernas pedían clemencia pero, con dulzura y carisma íbamos engañándolos para que nos dejasen aprovechar un día y otro día. A mediados de semana el tiempo ya se estabilizó, el sol empezó a aparecer de manera más frecuente y las paredes se limpiaron para nosotros. Entre ellas pudimos escalar la vía Finderlohn, la Reise ins Reich der Eiszwerge y, como guinda del pastel, la Beta Rocker. Todas ellas son buenísimas, nos dejaron disfrutar y todas tenían su aquel que te hacía retroceder alguna que otra vez para mirártelo antes de dar el paso definitivo.

Con cuatro fotillos no se puede llegar a resumir estas maravillas arquitectónicas y lo que ello nos conmueve, pero puede ser suficiente para hacerse una idea y, de la misma forma, contagiar. Y es que si las fotos expresasen emociones, estas rebosarían de disfrute y respeto! Disfrute por lo que nos divertimos y respeto por aquello que de aquí a menos de un mes será un continuo fluir, hasta que de nuevo vuelvan las heladas. Pero bueno, todavía queda para que se acabe, y un mes da para mucho!!! :)

Parte del muro de Urnerboden.


Kepa en los drys de Ueschinen.
Ese día el hielo no estaba dispuesto a ser flagelado.


Al menos pretamos! jejeje


El paisaje que teníamos por encima de los valles también es envidiable.


Ahí que empezamos el asedio al Cabrón, Kiental.
Una vía llena de churrupitos y tramos de gancheos, espectacular!


Busca a wally!!


Según los ángulos el sitio puede impresionar mucho o muchísimo!


En el primer largo de la Finderlohn, un pelín guarro.


Ahí que vamos entre gancheos a por el Hielo, tercer largo.


En el mismo largo, María también se divierte.


El sector de Oeschinenwald, uno más del valle.


En el tercer largo de la Reise ins Reich.. buenísima vía!


Último largo, tras un paso morfológico enganchamos el hielo de la placa.


Sector estrella, Breitwangflue. Con sus vías de entre 250 y 300 metros.


Unai comenzando el tramo de mixto de la vía Beta Rocker,
cuarto largo.


Quinto largo, montados en el carámbano de la foto anterior.


En el mismo largo, poco a poco y para arriba!
Cortesía de los amigos franceses, merci!!


Último tramo vertical de la vía,
en el que los brazos empiezan a pedirnos la hora..jaja


Y rápido para abajo.


La cuadrilla de Kandersteg!!!

Llegamos a casa, casi con el calentón de la última vía en los labios y orgullosos pensábamos que no volvíamos tan cansados. Lástima, que inocentes. En estos dos últimos días iban apareciendo dolores extraños por muchas zonas del cuerpo. Pero bueno, esto es algo positivo, quiere decir que no pasamos mucho rato sentados! jeje ahora a arreglar las ferramientas y ponerlas aldentes para la próxima.

Un auténtico placer majos y majas!!! :)